No todas las empresas se pueden permitir o deciden realizar campañas complejas de marketing a lo largo del año. Pero hay una que la gran mayoría de empresas, ya sean grandes o pequeñas, realizan: las rebajas.

Esos dos períodos al año, generalmente en Enero y Julio, en los que las tiendas están repletas de gente haciendo colas con montañas de cosas en la mano. Aunque parezca todo lo contrario debido al espíritu impulsivo de las mismas, las rebajas requieren mucha planificación y es necesario que cada empresa las adapte a sus características.

Hemos decidido hacer una recopilación de las medidas más utilizadas o curiosas en estas épocas:
  • Estrategias de precios: aquí entrarían en juego los característicos carteles y etiquetas rojas dispuestos por todas partes.
  • Estrategias de producto: estas comprenden todas aquellas mejoras en el servicio prestado a los clientes u ofrecer regalos.
  • Fidelización: a los clientes les agrada ver que valoras su lealtad con promociones y regalos exclusivos.
  • Música: esto es algo que poca gente nota y es que las tiendas utilizan música más animada para incitar a la compra rápida y compulsiva.
  • Puntos calientes: para dar salida a los productos menos vendidos, se colocan en los lugares más visibles y transitados de las tiendas, fomentando que los clientes los vean y adquieran.

Podríamos nombrar muchas más pero estas cinco quizás sean las que mejor resuman todo lo que es la época de rebajas. Queda claro que estos períodos requieren un profundo análisis de la empresa y del entorno antes, durante y después de su conclusión. No se pueden elegir promociones a la brava ya que el abaratamiento excesivo puede afectar de forma negativa a la imagen de la empresa.

Esperamos que esta entrada haya sido de tu interés y si tienes alguna duda o sugerencia estaremos encantados de contestarla.